Entre el viernes 8 y el domingo 10 de septiembre se realizó en el icónico Centro Cultural Estación Mapocho la última versión del Festival Mente, cuerpo y alma, donde por medio de charlas, talleres, mesas de conversación y stand miles de personas pudieron disfrutar, reconocerse y ampliar sus conocimientos humanistas. Mirada Maga tuvo la grata oportunidad de participar con un stand y concretar dos mesas de conversación. Éstas versaron sobre chamanismo en el Amazonas peruano, particularmente experiencias con la comunidad shipiba ubicada en un brazo del río Ucayali (Pucallpa, San Francisco de Yarinacocha) y que estuvieron a cargo de nuestra directora, la periodista y escritora Valeria Solís, quien hace cinco años vivió experiencias, personales y periodísticas, en el lugar  y que plasmó en dos de sus libros y algunos artículos de prensa y nuestro columnista Boris Gálvez Llantén kinesiólogo de profesión, autor de dos libros del área “La danza del águila” y “Tita Roni Nii, experiencia con el chamanismo shipibo”, quien también hace cinco años tuvo su primer acercamiento a la comunidad shipiba por medio de la chamana Justina y posteriormente, con el chamán Roger en el sector de San Francisco.
De una manera cercana y a la vez profunda, ambos profesionales conversaron durante el primer día sobre las características del chamanismo en  la zona, la importancia de las plantas maestras y la diferencia con otras plantas medicinales, el rol del chamán, características y alcance de las ceremonias para concluir con preguntas del público. Al segundo día se profundizó en los resguardos de las experiencias con las plantas, en cuanto al adecuado uso de la medicina de la selva, la cual busca armonizar a los seres humanos y que está muy lejos de un uso recreativo, y también sobre quienes guían las ceremonias y cómo una persona de cultura occidentalizada puede asimilar el conocimiento ancestral de los chamanes. Dicha conversación también concluyó con varias preguntas del público.