Por Marcela Contreras
Terapeuta holística/ facilitadora método Integra
mcterapeuta@gmail.com

La terapia basada en las esencias florales desarrollada por el doctor Bach, así como otras que nacen desde la naturaleza, es medicina vibracional, vale decir, no es un fármaco. Y se utiliza con el objeto de armonizar la emoción en desequilibrio que esté experimentando la persona.
Pero antes de desarrollar sus potencialidades, quiero detenerme en otra cosa. En los años que llevo como Terapeuta y Coach, he descubierto que hay 3 grandes razones por las cuales nos enfermamos:
1.- Falta de coherencia: esto significa que no actuamos según pensamos, por ejemplo, después de una semana agotadora, el fin de semana sólo quiero descansar, pero mi pareja me dice: “vamos a casa de mi mamá”. Yo no quiero ir, quiero descansar en mi casa, pero le digo que sí para darle el gusto y dejarlo contento. Ahí aparece mi frustración y la guardo.
2.- Creencias limitantes: Desde pequeños estamos recibiendo mensajes de nuestro entorno familiar, social, cultural y, poco a poco, vamos incorporando ciertas creencias, que en la mayoría de los casos son limitantes para nuestro desarrollo. Por ejemplo, la gente rica es inescrupulosa y manipuladora, luego de adultos queremos ser abundantes y exitosos, pero nos boicoteamos, ya que no queremos ser inescrupulosos. Eliminar estas creencias no es una tarea fácil.
3.- No vivir según mi misión: Cada uno de nosotros vinimos a este mundo para cumplir una misión, por eso, estamos dotados de ciertas habilidades, que nos facilitan cumplirla, pero la mayoría de los seres humanos dejamos de lado este llamado y vamos por la vida realizando una actividad, un “trabajo”, que nos permita solventar nuestras necesidades sin considerar nuestras potencialidades. Ejemplo, la persona a la cual le apasiona cantar, pero sus padres le dicen que si se dedica a eso, “se morirá de hambre” y decide estudiar medicina, que es el camino “más seguro” para su futuro. Nuevamente atraemos la frustración y así nos encontramos con miles de personas que trabajan para “sobrevivir”, no para vivir, y terminan enfermando.

Terapia Floral

Aunque a muchos le llame la atención que se pueda generar medicina de las flores, lo cierto es que la Terapia Floral es un método que te ayuda, en primer lugar, a conocerte y luego evolucionar. Ya sabemos que la medicina tradicional trata los síntomas y enfermedades manifiestas, en cambio la medicina vibracional mira a la persona en forma holística, es decir, considera su nivel físico, mental, emocional y espiritual.
“Si el espíritu y el alma están equilibrados, estamos sanos. Si no seguimos nuestra senda, entramos en conflicto y por consiguiente, perdemos energía y enfermamos. Toda la creación nos muestra que El Creador es todo Amor, si vivimos con amor hacia todo y todos y también hacia nosotros mismos, no podemos equivocarnos, vivimos sanos” Edward Bach.

¿Quién es Bach?
Fue un destacado cirujano, bacteriólogo, inmunólogo y médico homeópata inglés (1886-1936), pero sobre todo fue el descubridor y creador de la terapia floral.
A los 31 años es operado de urgencia por un tumor en el bazo y le pronostican tres meses de vida. En respuesta a esto el doctor decide trabajar más que nunca y dedicar el tiempo que le queda a avanzar con una investigación. Con el paso de las semanas se siente cada vez más fuerte. Mientras trabajaba en contacto con enfermos, se iba dando cuenta que la enfermedad física era originada por el carácter y el estado anímico de la persona. Este convencimiento fue el que le impulsó a buscar remedios naturales que pudiesen equilibrar los estados emocionales.
En 1930, más de una década después del fatídico pronóstico médico, Edward Bach ya había descubierto 5 remedios a base de plantas y los incluye en un informe publicado en la revista Homoeopathic World. Posteriormente se va a vivir a los campos buscando nuevos remedios. Dos años después, añade 8 remedios, creando así los doce curadores. Cuando ya tenia 19, al reescribir su investigación se da cuenta

que su anterior clasificación en curadores y ayudantes podría confundir al lector, y decide agrupar los 38 remedios en 7 grupos generales y reestructurar completamente el libro, para mantener la sencillez de su sistema.
Su último libro, The Twelve Healers and Other Remedies (Los doce ayudantes y otros remedios) se publica en 1936 coincidiendo con su cumpleaños, poco después sufre un paro cardíaco. Tenía 50 años.

Curso de Flores

Por todo lo expuesto, es que me propuse crear un Curso de Flores de Bach distinto a los tradicionales. No sólo enseñaré una técnica, sino que desde un comienzo el participante realizará su propio proceso de conocimiento personal y de autosanación. Entregaré todos mis conocimientos como Terapeuta, Coach y Facilitadora de Método Integra. Es un curso que se llevará a cabo durante este mes de abril. Es práctico, sanador, diseñado con amor y profesionalismo. (Inscripciones: mcterapeuta@gmail.com)