Por Valeria Solís T.
Terapeuta energética, Escritora, Periodista (UDP)
Directora Mirada Maga

La experiencia de la mediumnidad, que permite a algunas personas sentir la presencia y telepáticamente interpretar mensajes de seres fallecidos puede ponerse en tela de juicio precisamente porque no hay control sobre el mensajero, y si miente, y si mal interpreta, y si inventa. Son interrogantes naturales hasta que se recibe información tan certera que no se duda de que el contacto es real. Ahora, ¿si esto mismo lo llevamos a algo físico como poder escuchar la voz de la persona fallecida?, sin duda nos puede dar vuelta la cabeza.
Personalmente tuve esta experiencia hace algunos años cuando conocí a Viviana Cabrera. Fue como testigo y parte de un grupo del cual ella es parte y que, sin fines de lucro, ayuda a contactar mediante el sonido al ser querido que partió. Recuerdo en esa oportunidad que varios estábamos en círculo, la mayoría de personas desconocidas. Cada uno pensaba en un ser querido y luego en voz alta preguntaba: ¿estás aquí? Se terminaba el círculo y luego se escuchaba la grabación por medio de la expertiz de Viviana. Pasaron unos buenos minutos hasta que de pronto se escucha un susurro. Era la voz de una mujer que decía: «Fabiola, levántate». Era la madre de aquella joven que desde que su madre falleció experimentó una fuerte depresión que la tenía prácticamente postrada en cama. Era la única chica del grupo que se llamaba Fabiola. El impacto y la emoción que despertaría esta experiencia en ella generaría un cambio de conciencia.

Viviana Cabrera J.

¿Cómo te vinculas a las psicofonías Viviana? Recuerdo que a mediados de los ´90 por un sacerdote francés se dio a conocer este tipo de experiencias de forma más masiva. Cuéntame.
-La transcomunicación instrumental o sicofonías viene de mucho más atrás. Tengo muchos libros que he investigado, por ejemplo, desde Thomas Alva Edison que aportó con muchos inventos a la sociedad. Te leeré un extracto de una entrevista que se publicó en octubre 1920, (en una revista de ciencias norteamericana). Él estaba ideando un instrumento para comunicarse con los muertos y dice: “si nuestra personalidad sobrevive, es estrictamente lógico suponer que revive la memoria, el intelecto y otras facultades y conocimientos que adquirimos en el mundo, por lo tanto si la personalidad sigue existiendo después de lo que llamamos muerte, resulta razonable deducir que quienes han abandonado la tierra, desean comunicarse con las personas que han dejado en este mundo, por lo tanto, este conocimiento está de antes, sabemos que lamentablemente hay una influencia de la iglesia que a través del miedo nos corta estos contactos que en realidad son legítimos”. Pero lo

Friedrich Jürgenson

desacreditaron, luego en la década del `50 aparece un cineasta Friedich  Jurgerson, quien estaba en Estocolmo grabando para un documental sobre aves y aparecen voces; él comienza a investigar y se vuelve a hablar de las psicofonías o transcomunicación. Es un conocimiento que existe hace mucho. Y la gente lo ignora por miedo o porque no tiene un soporte científico, donde sólo lo tangible es lo que vale, pero hay muchas cosas que existen como el amor, la fe, el cariño, que sólo las sentimos.

Me haces recordar que en el siglo XIX están los grupos que hacían espiritismo, era incluso de la alta sociedad esta práctica de reunirse para contactarse con sus muertos, y la influencia de la iglesia fue muy fuerte para rechazarlo.

Allan Kardec

-Alan Kardec fue precisamente quien estudió y escribió sobre el espiritismo y se encontró con todo un mundo que no manejaba y también tuvo a la iglesia encima, le quemaron sus libros (“El libro de los médiums” y “el libro de los espíritus”). Su postura es muy interesante, por ejemplo, para tratar de entender este mundo de los espíritus, él convocó a varios médiums de distintos lugares del mundo y les hizo la misma pregunta: ¿qué es Dios? Increíblemente todos contestaron lo mismo. Es decir, hay algo más, los lazos existen y se mantienen. Estamos frente a dos posturas: que la vida termina aquí y punto, y no sabes nunca más de tus familiares, lo que significa un dolor tremendo y por otro lado, tienes que la vida continúa y los lazos de amor no se terminan y que uno puede seguir en contacto. Yo me inclino por la segunda opción y eso me ha dado mucha tranquilidad y ahí va lo que me preguntabas antes, de cómo llegué a esto.

Antes de eso, tengo una duda sobre lo que me dices, ¿hasta cuándo permanecen esas personalidades acompañándonos, hasta que uno muera, o seguirán acompañando a mi hija, mis nietos?
-Es una interrogante que todos tenemos. Personalmente mi padre falleció hace 10 años y sigue en contacto. Yo creo que depende de la evolución, yo creo en la reencarnación, entonces imagino que cuando eso ocurra ya no seguirán en contacto. Es una pregunta que tendremos siempre.

¿Cómo llegas a esta experiencia?
-En mi familia, mi hermano y yo fuimos adoptados así es que crecimos creyendo que los lazos van más allá del vínculo consanguíneo. Yo tenía tres días cuando me adoptaron y mi hermano 5 meses. Entonces se armó una familia con lazos muy fuertes. Mi papá siempre nos enseñó el valor del otro. Mis primos, que todos son hijos de padres biológicos nos aceptaron sin tener nunca esa diferencia. Entonces nací en una familia pequeña, pero con mucho amor.


-Yo no entendía las señales hasta que él fallece. Tuve la capacidad de sentir presencias desde chica, pero siempre lo atribuyeron a que yo era miedosa, que interpretaba en mi cabeza los sonidos…es que siempre oí, pero nunca vi nada. Imagínate tener 5 años y estar sentada en tu cama escuchando pasos. Era terrorífico y sin explicación. Un día siento que a mi papá le iba a pasar algo. Yo lo hablo con él y me dice que no, que yo estaba nerviosa por lo de mi abuela. Es que dos años antes había fallecido mi abuela materna en una accidente muy grave y horroroso en la carretera y me tocó ver su cuerpo…y me costó mucho sacarme la imagen de cómo quedó mi abuela, además yo fui al Instituto Médico legal a buscar su cuerpo y preferí vivir yo ese proceso y no mi mamá, porque era demasiado doloroso. Yo tenía 32 años.
Bueno, cuando siento que le iba a pasar algo a mi papá, él lo atribuye a lo de mi abuela, pero yo incluso tenía la sensación de que mi mamá me iba a llamar para decírmelo. Luego, un día mi papá me dio la instrucción completa en caso de que él muriera, pero no lo uní en ese momento, era mucha información. Hasta que ocurre que un día mi mamá me llama y me dice que mi papá tenía un fuerte dolor al pecho y que lo llevaría al hospital de acá de la zona, un pueblo pequeño, un hospital pequeño. Era un infarto, logramos llevarlo a Santiago y estuvo 28 días hospitalizado, en coma y él fallece. Yo sentí un dolor tremendo y una rabia con Dios, por haberme quitado a mi padre.
Dos meses después veo un reportaje por televisión que hablaba de un matrimonio que vivía en Quilpué y que habían perdido a su hija y que se habían logrado comunicar con ella a través de una grabación. Les escribo, me responden y empezamos a tener un contacto, me empezaron a explicar. Imagínate la ansiedad que tenía antes de ir a la primera sesión de grabación con ellos.

¿Cómo se llama el grupo?
“Grupo Tci Chile, siempre estamos”, también hay un grupo en Argentina con el cual mantenemos contacto, siempre están dando información (forma parte la cantante Lucía Galán del dúo Pimpinela). No nos conocemos físicamente, pero estamos en contacto. Y bueno empecé con esta grabadora (me muestra una de típico uso periodístico), compré libros, me mostraron grabaciones alucinantes.
Al igual que en la mediumnidad, se puede distinguir cómo ellos mantienen la memoria, el tono de voz, también tú haces preguntas y hay respuestas. Cuando hay personas que dicen que lo que se escucha son por ondas de radio que permanecen, si fuera así se escucharía otra cosa como propaganda. En cambio, ellos responden las preguntas que les hacemos y nos nombran. No es casualidad.

¿Qué pasó contigo cuando lograste contactar a tu papá?
-La primera vez que escuché una grabación él nombra a mi hija, su sobrenombre, pero noté que en la medida en que fui grabando, él fue mejorando la forma de responder, desde un tono más metálico…a algo más fluido, hay un aprendizaje de ambos lados. Yo sobre cómo preguntar y él cómo contestarme. el contacto empezó a ser más fluido. Al principio eran respuestas más robóticas y después frases más fluidas. (El primer contacto) Nos provocó a mí y a mi familia una emoción gigante. Sanador increíblemente, ¡nos dio vuelta el mundo!, porque yo, por ejemplo, creía en la reencarnación, pero ¿qué pasaba con el alma después de muerto? jamás me lo había planteado. Fue un remezón gigante, ¡la conciencia sobrevivía!, la conciencia no quedaba en un cerebro físico.

Lo interesante es que al parecer no sólo permanece una conciencia, en abstracto, sino que hay una personalidad que puede responder preguntas directas. ¿cómo lo interpretas tú? ¿Es alguien que está cerca y ve tu realidad cotidiana, es alguien que está en otro plano y viene a éste?
-Yo siento las presencias, cuando grabo siento la presencia de alguien cerca mío que me está respondiendo. Mientras más grababa, más iba a desarrollando esta habilidad mediúmnica. Si bien yo tenía esta sensibilidad antes, se fue desarrollando mucho más con esta práctica. Pero, también tengo grabaciones de personas que vienen como de otra dimensión, por ejemplo, una vez pregunté: ¿estás acá conmigo? y me responde otra persona y dice “dicen papá, estás preguntando por usted” Eso fue muy curioso, le avisan a mi papá que yo lo estaba llamando.

¿Has podido preguntar dónde están?
-Yo le pregunté a mi papá si me podía decir cómo es el cielo y él me dijo, “estoy en un lugar perfecto”. Pienso entonces qué era perfecto para mi papá y era estar al aire libre, en medio de cerros, verde, le gustaba ir a pescar. Una vez que me dijo: “voy saliendo de clases, voy a ir a correr” y eso para mí fue ¿¡cómo?!

¿Has podido distinguir eso, que están con otras personas, con su familia que falleció antes o con desconocidos?
-Sí, le pregunté y me dijo que estaba con sus papás, pero que no estaban todo el tiempo juntos y me nombró otras personas que yo no conozco, que a mí no me son familiares. Es como si pusieras una grabadora en una fiesta donde hay mucha gente y si bien, no escuchas lo que hablan, se escucha el susurro. Es lo mismo, él me contesta y a veces sus frases son muy tenues, o a veces muy claras, pero es una voz bajita, pero con más gente alrededor. Claramente solo no está.
Además cuando yo grabo tomo precauciones, estoy sola y vivo en una parcela donde no hay ruido de tránsito ni nada, sin celulares ni radios cerca. Y grabo alrededor de dos minutos, porque uno demora mucho en escuchar.

¿Viste la película del médium Chico Xavier, y mostraba cómo era el otro lado, tú sentiste que era más o menos parecido?
-Claro, siento lo mismo. Otra cosa que quería decirte es que cuando dicen que la persona al fallecer no se da cuenta en forma inmediata que está muerto, eso no me ha pasado, ellos están conscientes, de hecho tengo una experiencia muy impactante. Hace un tiempo falleció el pediatra de mis hijos y teníamos muy buenas conversaciones y con su esposa también. Cuando ella me dice que él está mal le pregunto si puedo ir a hablar con él, pensando darle paz en ese sentido. Viajé a Santiago, fue una conversación…uf que difícil es despedirse de alguien…era amigo también, fue súper doloroso despedirse de él. A los días fallece y en el velorio, que estaba lleno, porque era una persona muy querida, yo llego y lo siento al lado mío, y me dice que les va a poner vitaminas a todos, porque estaban todos mal, y me hace reír. Luego me pidió que fuera a hablar con la esposa, ¡imagínate, el lugar estaba lleno y yo tenía que ir a hablar con la esposa! Pero al verla, ella misma me pregunta si sé algo de él, y le digo que lo tengo al lado y que me dice “que le cambiaste tantas veces la corbata”, y ella me dice, “¡ay sí! es que no sabía que corbata ponerle” luego le envío unos mensajes que eran de temas muy personales de ellos. Y te puedo decir que él estaba súper consciente y tranquilo. No era un alma en pena ni nada. Esto me ha hecho entender que uno sí está consciente.

¿Dependerá de la persona, que en vida sea inconsciente y que al hacer el tránsito al otro plano sea inconsciente igual? Porque el caso de tu amigo pediatra, al parecer él era bien consciente de lo que ocurría y de la relación con los suyos.
-Claro, él se fue y habló todo lo que tenía que hablar con su familia, no le quedó nada pendiente en ese sentido. Aunque tengo experiencia con personas con temas más pendientes, pero siento que están bien conscientes de lo que pasó.

En lo práctico, ¿cómo lo haces?
-Es simple grabar, ojalá en un ambiente tranquilo. Yo grabo en el baño porque el sonido del agua le resulta fácil a mi papá comunicarse, pero hay personas que lo hacen sin sonido de fondo y se escucha perfecto. Ahora estoy con una grabadora más profesional. Luego conecto y tengo un programa que se llama adobe audition y veo las frecuencias y con audífonos y mucha paciencia vas escuchando, porque es necesario entrenar el oído.
En el grupo hay personas que al principio no escuchaban nada y con la práctica han logrado escuchar los mensajes. Hay algunos que son para todos y otros específicos, por ejemplo, en una grabación, le pregunto si está con nosotros y si estamos en el plano que él está. Y dice: “Pupy, no”. Luego se hace un espacio de silencio y dice “hay que cuidar lo que nos falta” un nuevo silencio y dice “falta más amor” y ahí claro, era un mensaje para el grupo. Yo quería saber si mi papá se mueve con nosotros y sí, se mueve con nosotros.

¿Cómo recomiendas esta práctica?, porque imagino que a algunos les puede generar una gran ansiedad por escuchar.
-Yo recomiendo no hacer los contactos muy cercanos al duelo, no por ellos, sino por uno, porque volver a escuchar sus voces es muy impactante. También depende de cómo la persona lleva el duelo, hay personas con riesgo de suicidio. Yo recomiendo no hacerlo antes de seis meses, porque si bien es sanador, es muy impactante.

¿A partir de escuchar has visto personas que desencadenen depresión o se lo tomen mal?
-Cuando llegan personas al grupo, que es importante aclarar que es un grupo que no tienen fines de lucro, nos juntamos los sábados en Quilpué y lo único que hay que llevar es algo para la once. Primero conversamos con la persona y vemos en qué estado está y si vemos que no está bien, la invitamos a que escuche las otras experiencias, pero no que no haga la propia. Como grupo, no hay nadie que esté mal, pensemos que hay casos impactantes y primero les pedimos que sientan el apoyo del grupo y en una tercera o cuarta vez lo hacen.

¿Cómo lo haces tú?
-Transcomunicación yo no lo hago sola, siempre es con el grupo, porque yo llegué a esto por ellos y agradezco mucho el apoyo que me han dado. Nos juntamos una vez al mes, excepto ahora que estamos con cuarentena. Si hay personas de lejos, tratamos de asistirlos a distancia también. Lo que sí hago por mi cuenta es la mediumnidad y ahora también lo tengo detenido hasta que todo sea seguro para reunirnos físicamente.

Sebastián Lía, médium argentino.

¿Cómo hiciste el tránsito a la mediumnidad ?
-Una amiga me habló del programa que hacía el médium Sebastian Lía, y me gustaba mucho escuchar su postura también, porque me parecía súper cuerda, el tampoco tiene una visión religiosa, y esto es mucho más grande que lo religioso. Y ahí entré a los cursos que él hizo a través de intangible Lab. Al principio me costaba mucho creer en la mediumnidad, y seguí indagando, después fui parte de la investigación de intangible y ahí no me cupo la menor duda de que esto era posible. Mi familia también empezó a creer en lo que me estaba pasando, y tener el apoyo de mi familia en credibilidad fue muy importante. Esto fue en 2013.

Para cerrar quiero preguntarte de l@s niñ@s, ¿qué pasa con ellos al irse al otro plano?
-Ellos siguen creciendo. Tuvimos un caso en un grupo a través de la grabación de una abuela que quería contactar a Panchita, su nieta que había fallecido de meses de vida. Nosotros no teníamos ningún caso, así es que era importante también para nosotros saber. La abuela pregunta y la niña responde con una voz de unos 7 años, que sería a edad real que tendría en vida y dice: “es mi abuela” como diciéndoselo a alguien, no sabemos si la veía, pero ahora sabemos que siempre están con alguien.
En el grupo hay personas que preguntan más de una vez, a otros les resulta suficiente una vez, otros van al grupo sólo para acompañar, porque se provoca una energía muy bonita entre todos.

Enlaces de contacto:

Página web del grupo de encuentro: http://www.siempreestamos.cl / Facebook : Grupo Tci Chile Siempre Estamos

grupo TCI Argentina. Página web www.vidadespuesdelavida.com.ar Facebook: Vida después de la vida TCI