Por Valeria Solís T.
Periodista y Escritora
Directora Mirada Maga @SolisTapia

9 capítulos, 9 miradas del amor o de la relación más estrecha o lejana, más verdadera o utilitaria que relatan mujeres que estuvieron, en un algún momento de sus vidas, con Yukihiko Nishino. ¿Tenía algo realmente especial este hombre occidentalizado? No, es un clásico mujeriego que conlinda con los afectos y las seducciones, pero que aparentemente no llega hasta el amor hacia ellas; algo que no está ni bien ni mal, porque además de ser un estilo de comportamiento reconocible, la mayoría de las mujeres que estuvieron con él sabía qué esperar, y es precisamente este punto de inflexión el que vuelve interesante esta novela corta de la destacada escritora japonesa Hiromi Kawakami (algunos de sus libros han sido llevados al cine), porque no son mujeres víctimas, ni mujeres-niñas engañadas por el desamor, y esos relatos, desde los distintos rincones del alma de cada una se vuelven enriquecedores y entretenidos de leer, porque finalmente dan mejor cuenta de cómo muchas mujeres enfrentan las relaciones (en muchas ocasiones con bastante cuotas de humor e inteligencia emocional) y no cómo convencionalmente se suelen contar. «Los labios de Nishino se abrieron y su saliva fluyó en mi boca. Sabía dulce. Debía ser el sabor de la lecge. O quizá fuese el sabor del propio Nishino»; «Dieciocho años en aquel entonces. Sin mértios ni deméritos que se le conocieran. Sin ningún talento en particular. Sano. Aficionado a meterse a cilindros de hormigón abandonados»; «…era un hombre apuesto. Después era aseado. Además, era amable y cortés. Y para terminar, trabajaba en una buena empresa. Las mujeres en la flor de la vida estaban encendidas. Y yo no era la excepción».  «Los amores de Nishino». Hiromi Kawakami. Editorial Alfaguara. 202 páginas.

En la nueva entrega de Isabel Allende, la escritora chilena radicada en Estados Unidos, nos acerca de una manera entretenida, ágil y a ratos con suspenso, a tópicos muy propios de la última década como la trata de personas por el gran movimiento de inmigrantes entre un país y otro, las experiencias de poliamor o bisexualidades diversas; el enamoramiento y la sexualidad después de los 60 años; las cicatrices que han dejado las dictaduras en Latinoamérica; todo, unido por un hilo conductor, aparentemente romántico, que logra pasar suavemente a un segundo plano con las urgencias de los primeros planos de la historia personal de cada personaje.  Un accidente automovilístico es lo que dará el vamos para meternos a conocer la historia. Lucía Maraz una escritora-periodista chilena que vive sola en el casi sótano de un departamento de Brooklyn, arrancó de Chile, tras la desaparición de su hermano, la madre lo esperaría siempre hasta no tener más aliento, su hija, desprejuiciada de los cánones del amor, vive en Canadá y defiende su amor a personas y no sexos. Su arrendador, Richard Bowmaster, es un destacado profesor universitario lleno de profundas heridas que en 20 años viviendo en Brasil fueron bloqueadas por el alcohol, heridas que la vida y él mismo se autoinfirió. Es precisamente él, quien en un torpe arranque pasa a llevar el auto que manejaba Evelyn Ortega, una menuda y jovencísima mujer indocumentada que había arrancado, al borde de la mudez, del horror y la muerte de Guatemala. La ciudad llevaba varios días lidiando con la nieve, por lo cual, el accidente no se resolvería con una simple llamada al seguro. El hombre tuvo que ayudar a Evelyn, pues el auto no sólo no era de ella, sino que además llevaba un misterioso bulto en la maleta. Ese bulto lleno de misterios que se desentrañarían a lo largo de la novela, nos llevaría a conocer, qué hay más allá de la nieve.
Contada en tercera persona, con profuso estilo y literatura, la historia de vida de cada personaje, como lector/a  nos lleva a sentir que estamos frente a un cuadro completo, sin espacios al azar, sin historias inconclusas, sin preguntas no resueltas. ¿Qué encontramos más allá de un invierno implacable, frío, cubierto por la nieve? Miedos, coraje, vida, transformación y la fe de que más allá hay algo, algo como la luz y el calor del verano. Más allá del invierno. Isabel Allende. Editorial Sudamericana.350 páginas.

Llegó a mis manos un libro bello y delicado no sólo en su formato sino también en su contenido. Es el resultado de 40 años de investigación de la música chilena Litta Goijberg, quien comprendió que el sonido, las vibraciones en el fondo, pueden provocar cambios en los estado emocionales de las personas. «La música ayuda a conectarse, moverse, sintonizarse, y que cada uno sea capaz de escuchar su propio corazón en relación a la vibración fundamental del Ser» nos dice en el libro.
De una manera creativa y lúdica, este oráculo, que incluye un CD con 27 canciones interpretadas por la artista, permitirá al lector o consultante transmutar emociones negativas a partir de la elección de conceptos que nos proponen tres círculos que giran, todo lo cual está claramente explicado en el texto.
La respuesta musical es complementada por Haikus que se despliegan en las 74 páginas del libro. «Hay puertas que yo abro hoy; hay puertas que yo cierro hoy; es sólo un cambio hoy, nada temo, es sólo un cambio hoy. El oráculo se puede adquirir a través de la página web de esta educadora de la Universidad Católica.
«Oráculo de canciones». Litta Goijberg. Autoedición. www.littagoijberg.com, 73 páginas.