Por Fernanda Miranda
Psicóloga
Analista Carta Astral www.cartastral.cl
+56997546288

Estimado@s lectores, estamos en pleno ciclo de Tauro ♉, donde se nos pide la máxima escucha a nosotr@s mism@s.
En la rueda astrológica Tauro corresponde a la casa 2, es el primer signo de Tierra, su regente planetario es Venus y representa a la energía femenina ¡por excelencia! y a las mujeres como personajes en el teatro de la vida.
Ahí donde está Tauro es donde estamos destinad@s a prosperar y a gozar, lo cual resulta más claro aún si estamos atent@s a escucharnos.
Hay una porfía necesaria y suficiente que está pulsando desde el centro de nuestro ser que ha de dar el molde, la pauta a quienes deseamos ser, y a cómo deseamos estar. Esa idea tan personal del goce aquí se hace presente.
Para entender un poco más este arquetipo, imagina a todo tu linaje con un gran propósito. En la medida en que cada miembro logra ser quien debe ser, en el misterio de la propia escucha, entonces se manifiesta y se devela la inspiración que cada quien es ¡y el linaje se realiza!
En Tauro también podemos experimentar la cabeza-dura y la porfía de la genética, que con toda su fuerza y tenacidad va a tender a manifestarse, nos guste o no, pero también podemos encontrar esa cualidad de dar la respuesta alternativa, gracias a esa tenacidad propia del arquetipo.
Tauro siempre va a tender a la supervivencia de la especie y a la propia supervivencia … Y por eso siempre se las verá con las herramientas internas o con las que se cuenta para existir. Lo interesante es que generalmente culmina en respuestas de belleza, bienestar y goce como mecanismos de prosperidad para continuar con la vida tal cual como la desea.
Para lograrlo se sirve de su opuesto complementario: Escorpio, el cual le da el balance de poder y control para atraer lo que quiere. Lograr la paciencia taurina se caracteriza por la lentitud de los tiempos naturales, cada cosa a su tiempo, gen a gen, momento a momento, lento pero seguro. Y es así como asegura el goce y la gratitud de ver belleza en el camino.
La gratitud es la más alta tecnología de Tauro, si logramos permanecer en el sentir, entonces la relación con la materia se percibe abundante y próspera. La fertilidad de la gratitud taurina ¡es ilimitada!
El sentir es también propiedad de este arquetipo, el cual sintomatiza en el oído y laringe cuando no es posible desarrollar la escucha interior y, por tanto, no logra el buen sentir.
Les invito a observar su carta astral en este tiempo y a conocer los recursos internos tremendos que significan: haber nacido donde naciste, en una familia determinada, con una herencia determinada, la cual preparó (a veces unas con más evidencia que otras)un terreno fértil de oportunidades, a veces materiales, otras de conciencias, a veces ambas y sus combinaciones, las cuales van determinando una aventura: ¿cómo? Al atreverte a sentir quién eres y con qué cuentas e incluso, para reaccionar hacia la transformación (Escorpio) y hacer-ser otros modos diferentes.
Lo importante es practicar la paciencia para aprender a disfrutar, sin ir al choque contigo mism@. Saber escucharte y tomarlo con calma. A veces una buena conversación desde el sentir ayuda.
Te espero en mi consulta para filosofar y reflexionar… Conocer tu Tauro y venus es puro autoconocimiento. Seguro te va a favorecer la autoexploración hacia el goce de ser tú.
Bendiciones a tod@s, quedo atenta a sus comentarios.